29. The Wrestler

The Wrestler. 2008

Darren Aronofsky

Aronofsky se avienta desde la tercera cuerda y se reinventa

Dicen que Mickey Rourke no cobró por participar en este filme, pero sí tuvo que entrenar mucho y hasta ganar muchos kilos para realizar su aplastante interpretación de Randy “the Ram” Robinson, un luchador venido menos que le da muchísimo aire a Hulk Hogan. El papel le valió al actor, quien fuera boxeador profesional de 1991 a 1995, sus primeras nominaciones tanto a los Globos de Oro como a los Óscar. Los estudios querían a Nicolas Cage, pero cedieron ante la insistencia de Aronofsky y qué bueno que le hicieron caso, pues la película no hubiera sido la misma sin Rourke.

En tan sólo 40 días se filmó “The Wrestler” con un presupuesto modesto para los estándares de Hollywood y con la participación y apoyo de mucha gente, entre ellas, caso curioso, el de Axl Rose de Guns n’ Roses, quien permitió que se utilizara sin costo la canción “Sweet Child O’Mine” para la escena de la pelea final. Todo lo generado en torno al filme es de mucho interés (como el hecho de que el actor Scott Siegel, que aparece como dealer de esteroides fue arrestado precisamente por esos cargos pocos meses después del estreno), pero principalmente lo que importa es que “The Wrestler” es el resultado del buen trabajo de mucha gente y una muy buena película.

Hace un par de años, al ver “The Fountain” (“La Fuente de la Vida”) pensé que habíamos perdido a uno de los directores más interesantes de los últimos tiempos, pero ayer descubrí que el tipo sólo se apendejó tantito y hoy está de vuelta (como su personaje y como su actor principal), se lanzó desde la tercera cuerda al salirse de su estilo de realización y de contar historias y nos da unas bofetadas a los que los dudamos de él. ¡Qué buenas películas me ha tocado ver últimamente!

El filme mezcla temáticas frescas, no tan vistas ni populares junto con otras más comunes pero igualmente honestas. Un luchador en todo el sentido de la palabra (no puede dejar de ser quien es) se enfrenta veinte años después de su última gran pelea con la vida común, la cual talvez nunca abandonó, mientras intenta sobrevivir, pasarla bien, ser alguien y no sentirse tan solo en el proceso. El tratamiento fluctúa entre sentimientos presentados como frustración, arrepentimiento, soledad, lucha, presentándonos escenas muy interesantes y a veces con mucha sensibilidad. Randy ha dejado de ser una estrella pero aún mucha gente le quiere, le respeta le conoce, principalmente aquellas personas con las que trabaja sobre el ring. Sin embargo, en el plano personal, es una persona torpe y burda. A pesar de la simpatía que Cassidy (una stripper interpretada también muy bien por Marisa Tomei), él no puede lograr que ella le quiera. Lo mismo con su hija (Evan Rachel Wood, también muy bien en sus papeles de adolescente americana enojada), a la cual abandonó unos años atrás y con la cual busca establecer de nuevo una buena y sana relación.

Realmente hay muchas cosas qué decir de esta película, la fotografía está muy bien, a veces algo sobreexpuesta y con mucha corrección de color. Las escenas de las peleas están muy bien rodadas también. Las actuaciones son excelentes. La música ochentera-noventera sitúa bien la historia con un tipo de personajes que hemos visto en Estados Unidos. Las temáticas están abordadas de una manera muy sobria que nunca llega a sofocar y sí a conmover. La edición funciona casi perfectamente salvo por un par de flashbacks inmediatos a los que no les encuentro mucho sentido, y el guión está también casi perfecto salvo por el tonto cliché del final que se asemeja a tantas películas donde el personaje dice “me doy cuenta de algo y me voy corriendo para llegar”, algo así como “last-minute realizing”. Por lo demás, se establecen buenas analogías entre las profesiones de los dos personajes principales y, junto con otras secuencias muy interesantes como todas aquellas donde se presenta el lado oculto del espectáculo de la lucha americana, se agradecen mucho.

Me gustaría hablar más tranquilamente de esta película pero no tengo mucho más tiempo. De todas maneras ya está bastante larguita la entrada…

8 de 10. Muy recomendable.

“I lost the house, the wife, the credibility, the entourage. I lost my soul. I was alone… I’m sort of OK with it now, but the first time I’m in there, pushing a fucking cart, getting my supper. I used to go to the 24-hour place in gay town, so no one would recognize me. The only thing I could afford was a shrink, so that’s where my money went. Three times a week for the first two years. The year after that, twice a week and now I’m down to once a week. I’ve only missed two appointments in six years,” – Mickey Rourke, acerca de su vida.

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo 8 de 10, Críticas

2 Respuestas a “29. The Wrestler

  1. Hvgo Estrada

    Comparto la idea general de tu critíca, para mi es buena o muy buena película, alguna vez escuce a alguien (no recuerdo donde ni quien) decir que e cine es una misma pelicula siempre, lo importantes es como contar esa pelicula.
    para la pelicula el LUCHADOR queda esa ejemplificacion, sabiamos de que se trataba el guion pero como lo conto Aronofsky, eso la distingue!! esa pelicula a los 10 minutos recuerdo haberle dicho a quien me acompaño a verla “esta pelicula huele a USA… no huele apesta!!!”

    saludos

    h*

  2. sí, sí apesta, lo cual está bien porque la historia súper situada allí y difícilmente se podría cambiar a cualquier otro lugar.
    Aronofsky sí algo sabe es darle un toque personal a sus películas, aunque pensé que estaba claro su forma de filmar el man le cambió, lo cual me parece muy bien por él.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s